ASUUUU, LA ECHÓ. La nana que trabajaba para Melissa Paredes y se encargaba de atender a su hijita con Rodrigo Cuba rompió su silencio y declaró para las cámaras de Amor y Fuego, según se ve en el adelanto del programa de Rodrigo González para este jueves.

La reportera del espacio de entretenimiento de Willax abordó a la mujer en la calle y le preguntó si alguna vez había escuchado alguna llamada entre la conductora de América Hoy y el bailarín, antes del destape de la presunta infidelidad.

“El vino acá. No puedo decir que la vi a ella entusiasmada, pero él sí. Muy que la miraba, que la observaba y yo dije ‘este señor qué tiene’, porque ella es una mujer casada, por qué la mira tanto…”, comentó la nana sobre una interacción entre la parejita cuando aún ella vivía en el departamento del Gato.

Asimismo, aseguró que escuchó que Melissa Paredes hablaba por teléfono de manera cariñosa con una persona, que no era Rodrigo Cuba. “(Decía) Cariño qué estás haciendo… quiero verte”, narró la mujer.

Fue en ese momento que le preguntó si estaba al teléfono con el Gato y ella se lo negó. “Yo pues me sorprendí”, reveló para Amor y Fuego.

Fuente TROME