La actriz de Ojitos Hechicheros, Melissa Paredes, se dejó ver esta tarde en los exteriores del centro de conciliación donde finalmente ella firmó el divorcio con el futbolista Gato Cuba a quien engañó en medio de un escandaloso ampay con el bailarín Anthony Aranda.

Melissa Paredes no pudo evitar el llanto a la salida del centro de conciliación e incluso declaró a los medios que llegaron hasta el lugar. Visiblemente conmovida por lo que le está pasando, la actriz no pudo evitar el llanto y se quebró mientras era entrevistada.

“Las lágrimas de felicidad, gracias”, dijo Melissa Paredes, quien en todo momento estuvo acompañada de su abogada. Como se sabe, Melissa Paredes se divorció de mutuo acuerdo con el Gato Cuba y es el futbolista quien se quedará con el departamento, muebles y menaje.

“La plata es lo de menos porque ella va a trabajar duro para salir adelante, como toda mujer luchadora en este país y como siempre lo ha hecho”, señaló la abogada de Melissa Paredes.

Por el lado del Gato Cuba, el deportista estuvo acompañado de su papá Jorge Cuba y de su hermano, quienes han sido ávidos defensores del futbolista.

Fuente: El Bocon