La fiesta se realizaba en el segundo piso del local a donde la Policía acudió ante las llamadas de los vecinos. Según el Ministerio del Interior, los asistentes trataron de escapar por la única escalera que llevaba a la salida, atropellándose y quedando atrapados. Testigos aseguraron que se empleó armas y gases lacrimógenos durante el operativo, pero la la Policía Nacional niega la acusación.

El incidente se registró en el establecimiento Thomas Restobar, ubicado en la avenida El Zinc 223, pese al toque de queda impuesto por las autoridades.

En declaraciones a RPP Noticias, el general de la Policía Nacional, Orlando Velasco, sostuvo que al menos 20 policías intervinieron en el local por pedido de los vecinos de la zona. Inicialmente, pensaban que dentro de la discoteca había 20 o 30 personas, pero al llegar al lugar vieron que eran más de 100 en un espacio muy reducido.

COMUNICADO

El Ministerio del Interior informa a la opinión pública lo siguiente🔺

1. El sábado 22 de agosto al promediar las 21:00 horas, personal del Escuadrón Verde de la Policía Nacional fue alertado por los vecinos de que en el local Thomas Restobar, en Los Olivos, se realizaba una fiesta con la asistencia de 120 personas aproximadamente, pese a que están terminantemente prohibidas las reuniones sociales debido al estado de emergencia que vive el país.

2. Frente a la intervención policial, que no empleó ningún tipo de arma o bomba lacrimógena, los asistentes a la fiesta intentaron escapar por la única puerta de ingreso, atropellándose y quedando atrapadas entre la puerta y una escalera de local.

3. Como producto de estos hechos, perdieron la vida trece (13) personas que están en proceso de identificación, otras tres (03) personas quedaron heridas, así como tres (03) efectivos policiales que intentaron liberar y auxiliar a las personas atrapadas.

4. En estos momentos 23 personas se encuentran detenidas en la Dirección de Investigación Criminal de Los Olivos, mientras se desarrollan las diligencias de ley con el fin de identificar a los dueños del local y responsables de este lamentable hecho, para que el Ministerio Público solicite su prisión preventiva, así como las acciones que correspondan.

5. El Ministerio del Interior lamenta profundamente la muerte de trece personas como consecuencia de la irresponsabilidad criminal de un empresario inescrupuloso; y extiende sus más sentidas condolencias a sus familiares.